Las hamburguesas ya no son las malas de la pelicula

Las hamburguesas tradicionales y las hamburguesas de hoy

Este artículo va más dirigido a las hamburguesas de hoy, que revolucionan la gastronomía ofreciendo nuevos sabores, colores y formatos de la mano de originales y más sanos ingredientes, pero no podemos dejar de pensar en las tradicionales hamburguesas, aquellas que podemos encontrar en cualquier cadena de fast food o comercio local de comida rápida.

Las hamburguesas tradicionales, comparadas con las hamburguesas de hoy, dejan mucho que desear, pues son notablemente calóricas en gran medida debido al alto contenido de grasas que posee la carne usada como ingrediente y también, al método de cocción que se emplea.

Así, cualquier hamburguesa de comercio de comida rápida, entre los panes con harinas refinadas y escaso contenido de fibra, pero con algo de grasas y azúcares, las salsas y la hamburguesa propiamente dicha, no posee menos de 600 calorías. La carne que se usa tiene mucha grasa, pudiendo llegar a un 30%, y como siempre, este tipo de platos suele tener una cocción que también añade grasas y sumado a la salsa o aderezo, suele alcanzar el 50% de las calorías en forma de grasa. No podemos olvidar el alto contenido en sodio y en colesterol que este tipo de hamburguesas pueden tener y que en nada ayuda a la salud si queremos cuidarnos comiendo.

Por el contrario, las hamburguesas protagonistas de la revolución actual, son un plato diferente que lo único que comparten con las hamburguesas tradicionales es el formato de “hamburguesa” que se sirve entre dos panes. Pero a diferente de las clásicas, las hamburguesas gourmet son poseedoras de una mejor calidad nutricional, suelen tener menos grasa, más condimentos que ofrecen sabores originales y hasta más vegetales que añaden fibravitaminas y minerales a los platos.

Hamburguesas más saludables

Entre las hamburguesas gourmet siempre encontraremos opciones saludables, pues la carne suele ser de mejor calidad, con menor contenido graso y por ende, con menor aporte de colesterol. Asimismo, el método de cocción es más cuidado y no suma grasas a la comida.

Por otro lado, si la hamburguesa la elaboramos nosotros, es muy buena alternativa hacer los panes, empleando semillas y/o harinas integrales, que suman vitaminas, minerales y fibra a la preparación, volviéndola aun más saludable. La carne y/o el ingrediente básico de la hamburguesa debe ser escogido cuidadosamente, pudiendo emplear, carne de ternera magra, pechuga de pollo o pavo, pescados o bien, ingredientes vegetarianos como legumbresarroz o mezclas de estos.

Preparar la salsa también es buena opción para reducir grasas y agregar nutrientes saludables al plato. Podemos elaborar salsas a base de queso de crema, aceite de oliva, aguacate o yogur natural bajo en grasas y añadir vegetales o condimentos varios para saborizar bien nuestra hamburguesa.

También podemos agregar a la carne avena, semillas o vegetales varios como cebolla picada, tomate, zanahoria rallada o espinaca, para agregar volumen con menos calorías y más nutrientes a la hamburguesa tradicional.

Como podemos ver, las hamburguesas gourmet son una alternativa mucho más saludable que las tradicionales hamburguesas de comida rápida. Con ellas podemos lograr variados platos mucho más nutritivos, con menos grasa y más sabor que denota calidad al comerlas, sin alterar lo saludable de la dieta.

Share Button

No Comments Yet.

Leave a reply

*